viernes, 25 de mayo de 2012

APUNTES PARA UN DES-CUENTO, DE JACOBO SUEÑA

Los que siempre pierden tienen en la frente una cruz cainita invisible .Aunque se miraran en los espejos, que nunca lo hacen, no serían capaces de ver sino una pequeña marca, y la achacarían a algún accidente infantil con los años olvidado. Los que siempre ganan pueden ver esa cruz. Algunas veces los que siempre pierden dejan escapar uno o dos absurdos ayes. Entonces los que siempre ganan se incomodan y a veces incluso inventan la caridad o alguna religión o teoría neurocientífica. Los que siempre pierden agachan la cabeza avergonzados y aprenden a suspirar hacia adentro.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada